Todos sabéis que llevo un par de años colaborando con Stormy Mondays, un grupo de Pop-Rock independiente con una historia y una calidad alucinantes.

Hace poco consiguieron que su canción Sunrise Nº1 fuese la sintonía que despierte todos los días a los astronautas de la última misión del transbordador « Endeavour » en el espacio.

Un gustazo.